21 de Julio. Hogwarts Express & Glencoe

Holaaa,

¡Qué bien! ¡Qué bien! ¡Qué bien! Me gusta mucho Escocia y me gusta mucho el día de hoy.

Nos fuimos a Fort William para coger un tren muy especial, ¿a qué sabéis cual? ¡El Hogwarts Express, por supuesto! Coger un tren de época a vapor es toda una experiencia y más con la importancia que este tiene para cualquier fan de Harry Potter.

Nos sentamos en nuestro vagón y esperamos que el silbato y el ruido típico de tren de pelis nos marcaran la señal del inicio del viaje. Pasamos por más lagos pequeños y grandes, por montañas y túneles y claro, por valles con más ovejitas (no es por coincidencia que este viaje ganó el premio de más bonito de UK).

El punto alto del viaje es nuestro pasaje por el viaducto Glennfinnan, dónde Harry y Ron pasaron con el coche volador. Es precioso y pudimos hacer muchas fotos y videos, nos sentimos dentro de la película.
Llegando a la primera parada, bajamos, hicimos algunas fotos con la escoba y en un vagón/restaurante y nos fuimos en autocar a la zona del Hotel.

Paramos dónde estaba la cabaña de Hagrid. Hoy en día no hay nada en esta zona porque es patrimonio protegido, pero en seguida reconocemos el sitio. Ahí hay un pub encantador, dónde comían los actores y el equipo de rodaje. Subimos la montaña para ver las vistas y cuando bajamos era la hora de comer. ¡Hay que admitir que las hamburguesas de los pubs ingleses están riquísimas!

Saliendo de ahí nos fuimos al pequeño pueblo de Glencoe, dónde pudimos ver algunas de las casas típicas de la región. Decidimos ir al Hotel porque los niños querían ir a la piscina (interior) y querían jugar.

Por la tarde entre todos jugamos a un juego de Harry Potter, donde teníamos que saber respuestas para las primeras 5 películas. Había 3 grupos: los chicos, las chicas y las mamas. Al final no se pudo terminar porque el grupo decidió contratar un paseo en barco por el lago y se fueron. El paseo duró cerca de 1h y me contaron que fue precioso aunque hacía frio y lloviznaba.

Cenamos todos juntos y al final de la cena di un regalito a cada uno de los niños. Son encantadores y se quedaron muy contentos, no lo esperaban y las sorpresas molan 🙂

Mañana nos vamos a Edimburgo, donde nos esperan historias de fantasmas y castillos encantados.
Me voy a hacer la maleta, no sé porque pero ahora no cabe todo lo que traje. ¡Siempre pasa lo mismo!

Un beso,
Cláudia
PD. Si quieres saber más sobre este viaje: http://www.catai.es/viajes/harry-potter.html

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s